Actualidad Editorial

HAZ COSAS MALAS QUE PAREZCAN BUENAS: LÓGICA POLÍTICA

Empiezo recreando mi argumento comparándolo con la famosa serie televisiva House, que terminó sus emisiones al aire en el 2.012 pero batió récord de audiencia en el mundo y aún se sigue viendo en Netflix, no solo llamó la atención por su temática médica sino por su constante sarcasmo que aludió a más de uno.

El argumento de la trama se basa en un doctor que junto a su equipo médico diagnostica enfermedades reales de personas y las trata, hasta sanarlas.

Entrando en calor

El dr. Gregory House es un obsesionado en curar, que es capaz de convencer a cualquiera de hacer lo que él quiere.

Sus métodos de persuasión pueden ser: “pedagógicos”, tocando puntos sensibles, deduciendo hasta el punto del choque, o con una cruel honestidad que desnuda el alma de sus pacientes, todo con el fin de conseguir la aprobación de ellos a someterse a un tratamiento que a la larga salva sus vidas, en la gran mayoría de casos.

Como vemos, se juega con la mente y argumentos. Otros personajes disuaden con la fuerza y amenazas.

La verdad en muchas ocasiones tiende a chocar en un mundo “políticamente correcto” o en otras palabras “absurdamente hipócrita”.

De – mentes

En una escena de la serie mencionada, un enemigo que pretendía sacarlo del hospital elabora una lista negra de errores que cometió House – es como un resumen de los capítulos anteriores-  si no se conoce el contexto, esos hechos pueden parecer muy malos y dañarían la reputación del renombrado médico.

Quién ya disfrutó de los capítulos sabe que en resumidas cuentas salvo vidas e hizo las cosas bien.

Esto me lleva a comparar esta situación con la del congresista Antanas Mockus, he aquí su lista:

  • Exhibió su trasero: esta es una práctica denominada “mooning” o “hacer el calvo” que se usa como una clase de protesta desde tiempos antiguos.

Fue realizada por Mockus para reprochar el irrespeto en el Congreso hacia el presidente saliente. El legislador daba su discurso de despedida mientras los otros hablaban entre ellos, chateaban o mandaban Tweets.

  • Irse a los puños con sus alumnos: en realidad estaba en un auditorio realizando un debate de forma pedagógica, sacó una tarjeta roja para protestar en contra del irrespeto de sus alumnos como signo de mala educación, y en ese instante se la arrebataron y le dieron un puñetazo en la cara.

Para más detalles: Agredidos Peñalosa y Mockus en la U.N 

  • Echarle agua en la cara a sus rivales: sobre ese hecho, Mockus aseguró que era para explicar que, así como “estas nuevas formas de violencia (lanzar un vaso de agua a la cara de Horacio Serpa)” debían ser los actos de violencia en Colombia para que “no cobrara vidas y para que haya la posibilidad de pedirle disculpas a las personas”.

Posteriormente los dos políticos se abrazaron después de pedirle disculpas, mientras hablaba de la importancia del perdón. Aunque si hablamos de otros personajes de la vida pública, lastimosamente sus actos en contra de sus “rivales” atentan es contra su vida.

Leer más: Antanas Mockus justifica el episodio del vaso con agua 

  • Falsificar cédulas para las FARC: Mockus de forma sincera aclaró que en un tiempo fue simpatizante del grupo en sus inicios, cuando tenían ideas políticas, y trato de ayudarles pensando en falsificar cédulas, al final no lo hizo, se alejó de ellos.

Aquí un aparte: “Hace 30 años yo miraba el mundo de manera muy distinta a como lo veo hoy en día. Y cometí una serie de errores. Yo me retiré de cualquier cercanía con este grupo hacia 1985 y me dediqué a construir Estado e institucionalidad”.

Leer más: Antanas Mockus reconoce que trató de falsificar cédulas para las Farc 

  • Cobrar millones por armar marchas: citaré este extractoLas acusaciones contra la marcha radican en que esta sería financiada con un contrato por 480 millones de pesos que la fundación de Mockus recibió de parte del Gobierno. En la misiva, la oficina aclara que el objeto del contrato era: Diseñar herramientas para poner en marcha acciones innovadoras que faciliten la comprensión del proceso de paz y consoliden el apoyo de la ciudadanía”.

Leer más: Comisionado para la Paz explica contrato con Mockus

Y con esta lista negra de Mockus llena de mentiras tergiversadas de la realidad, es cuando recuerdo la famosa frase: “No hagas cosas buenas que parezcan malas” – y añado –  porque acá los políticos están acostumbrados a hacer cosas malas que parecen buenas.

Leave a Comment