Recomendados

¿CANSADO DEL PLAGIO Y EL MALGASTO DE PAPEL?

La llegada de la era de las tecnologías de la información y comunicación ha traído consigo múltiples retos a la educación,  y no por ello el docente tiene que restringirla o hacer caso omiso de ella, sin embargo es constante escuchar a profesores decir que no permiten trabajos en computador para evitar que  los estudiantes se dedican a copiar y pegar de Internet, argumentan que si transcriben a mano por lo menos de esa forma algo les va a quedar.

Frases como estas, van en contravía del uso de TICs en el  aula, las cuáles  están pensadas para facilitar el acto pedagógico y para fortalecer el proceso del estudiante en el camino de “aprender a aprender”.

Uno de los más grandes temores del maestro con los alumnos es el plagio, que ellos no produzcan contenido propio y peor aún que se atribuyan el trabajo de otras personas a sí mismos.

Pero, ¿Cómo evitarlo? Es uno de los cuestionamientos actuales de los educadores, si bien los trabajos a mano requieren un esfuerzo del estudiante, este no garantiza el aprendizaje ni mucho menos la originalidad del mismo, además de generar un gasto mayor en contaminación por el uso indiscriminado de papel que generalmente termina en la basura tras su primera leída.

Afortunadamente el avance tecnológico trae a su vez soluciones para estos inconvenientes, una de ellas es la herramienta web duplichecker.com, creada en un principio para mejorar el contenido y la originalidad del contenido en las páginas web, pero que se puede convertir en un instrumento que facilite la mediación del profesor entre la tecnología y sus estudiantes.

Para verificar un escrito libre de plagio solo basta con pegar el texto de máximo 1500 palabras o subir un archivo Word de no más de 50 kB dar click en “search” y esperar los resultados, los cuales indicarán de donde tomaron el contenido y exactamente que oraciones, frases o párrafos copiaron y pegaron.

Si eres estudiante podrías utilizar esta página web para verificar tus escritos antes de entregarlos al profesor, pero si eres maestro y quieres usar esta herramienta en el aula no olvides registrarte ya que de esta forma la plataforma te permite realizar hasta un máximo de 50 revisiones diarias.

Aunque aún queda la posibilidad de que los estudiantes redacten el contenido de algún autor para que este no sea detectado como plagio, al menos se evita por completo el transcribir. La labor del docente debe ser por lo tanto, incentivar el uso de citas y evitar desgastarse pensando en que los estudiantes solo hacen copie y pegue. Incentivar los trabajos digitales no solo es amigable con el medio ambiente sino lleva a otra etapa el proceso de enseñanza.

Leave a Comment